Carros en la nube

Septiembre 13, 2011 - Publicaciones

Compartir

Por Ignacio Trejos

Desde hace años, los automóviles incorporan computadoras de abordo, que monitorean las señales que envían distintos componentes del vehículo. Estos microprocesadores controlan diversas funciones de los motores y los sistemas de frenado y estabilidad, por lo que son de seguridad crítica. Asimismo, los carros modernos de rango superior incorporan GPS, tecnología celular y servicios de mapas. Pero hay lugar para más innovación.

Leí en TechRepublic (www.techrepublic.com) que Ford estará mostrando este mes en Fránkfurt su concepto de automóvil híbrido denominado Evos. De lo más notable del nuevo carro es que incorpora mucha tecnología informática. Podríamos decir que es un carro “listo”, pues incorpora elementos como:

• Conectividad entre el vehículo y la “nube personal” de información del conductor, que incluye datos de casa, oficina, horario de trabajo, condiciones atmosféricas y tráfico.

• Los sensores interiores del carro detectan al conductor y, una vez identificado, adaptan asiento, timón, suspensión y propulsión a sus características.

• Puede sonar la música o el programa de noticias que se estaba oyendo en la casa.

• Anticipa la hora de salida y prepara la temperatura de la cabina, antes de que el conductor ingrese a ella.

• Las comunicaciones inalámbrica permiten controlar las puertas de la cochera, luces y otras funciones electromecánicas dentro del hogar.

• Ofrece recomendaciones de ruta y conducción, mediante conexiones con medios sociales.

• Contiene sensores diversos para monitorear el pulso, la calidad del aire y la visualización en el panel de control.

Esto anuncia el inicio de una época en que la capacidad computacional de los vehículos y la conectividad vía tecnologías inalámbricas hacia servicios en la nube habiliten una conducción más civilizada, segura y económica.

Artículo publicado en el periódico El Financiero

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.